aprueba PISA

FUENTE: www.news.com.au

¿Por qué hacemos aportes pensionarios?

NADA DE QUE INDIGNARSE

Publicado: 2013-08-08

Como se habrán enterado, el Gobierno ha dispuesto que también los trabajadores independientes aporten a algún sistema de pensiones (ya sea el público o el privado). Es decir ahora quienes generan rentas de cuarta categoría (emiten recibos por honorarios) también deben aportar el 10% (más comisiones y seguros, que bordean el 3%) de sus sueldos a administradoras de pensiones. Maldito gobierno controlista, que primero quiere controlar lo que como y ahora me fuerza a ahorrar de mis cachuelos, me ha dicho un amigo. Sí y no, amigo.

Vayamos al comienzo de todo. Tenemos que ahorrar y es un hecho. Todos envejeceremos, en algún momento dejaremos de trabajar y alguien tendrá que mantenernos. Y sí, alguien de la familia o el propio Estado puede ayudarnos, pero es mejor que podamos valernos por nosotros mismos. Bueno, pero yo puedo ahorrar a mi ritmo, sin que el Estado me esté obligando y sin que las malditas AFPs se vuelvan millonarias con un dinero del que no puedo disponer.

Claro, te vas a proponer ahorrar así como te has propuesto ir al gimnasio (habiéndolo pagado), terminar tu tesis (y ya vas meses procrastinando en Facebook) y tantas otras cosas guardadas en el súper cajón de sastre llamado “sí lo haaaago”. Está bien, no todos somos así (yo sí, la verdad); pero debemos ser conscientes de que las personas tienen cierta miopía temporal con respecto a lo que deben hacer, sobre todo cuando los efectos de nuestras acciones están tan lejanos. Cuando esto puede traer altos costos al Estado y los ciudadanos, el primero puede intervenir buscando evitar distorsiones. Por eso nos fuerzan a ahorrar el 10% de nuestros ingresos y que éstos sean administrados por empresas especializadas.

Está bien, tiene sentido, pero si ya aportaba por mis ingresos de quinta, ¿por qué también sobre mis ingresos de cuarta? Es cierto, no todos son trabajadores independientes. Hay gente que, además de tener un trabajo estable, tiene ingresos eventuales, y que ya se ha acostumbrado a llevarse estos últimos de forma íntegra. Pero como ya hemos dicho, el Gobierno siempre nos impone cosas que, hasta cierto nivel razonable, son tolerables y hasta buenas. Si por ejemplo, sabemos que debemos pagar impuestos sobre nuestros ingresos de cualquier tipo (aunque con tasas diferentes), tampoco hay una enorme arbitrariedad en disponer que aportemos a nuestro fondo de pensión por cada ingreso que percibamos. 

Esta disposición es, en realidad, algo más consistente que forzarte a ahorrar únicamente sobre un tipo de ingreso. La gran diferencia está en que nadie te ha expropiado tu sueldo, ni siquiera se lo llevan en impuestos para obras que no sabes si verás. Esta vez va a un fondo que será solo para ti, cuando seas lo suficientemente viejo para cobrarlo. Tampoco te indignes por cualquier cosa, pues.


Escrito por

bensolis

Economista. Trato de no olvidar que tengo un blog.


Publicado en